Dear White People, la serie que toca temas raciales ya produjo polémicas.

Dear White People, la serie que toca temas raciales ya produjo polémicas.

por - Series
28 Abr, 2017 04:38 | Sin comentarios

Este viernes Netflix estrena la serie Dear White People, inspirada en el film homónimo del año 2014 en el que se mostraba la vida de un grupo de estudiantes negros en una universidad mayoritariamente blanca. A través del humor y la sátira, la película se encargaba de reflejar la discriminación y el racismo sufrido de manera voluntaria e incluso involuntaria, debido a la ignorancia de los blancos con respecto a su cultura y a la falta de empatía hacia los demás.

A pesar de que los espectadores sólo pudieron ver el tráiler de la serie creada por Justin Simien que estará disponible a partir este viernes 28 de abril, ya hubo una gran cantidad de reacciones negativas acerca de ella. La estupidez llevó a que varios lo interpretaran como un show racista hacia la población blanca, una hecho que llevó a que el video en Youtube tenga más de 420 mil dislikes, un récord del sitio.

Durante el avance se puede ver a Samantha White (Logan Browning), una chica afroamericana conductora de un programa de radio de la Universidad de Winchester, en el que le pide a la gente blanca que deje de disfrazarse de ella, mientras vemos a varios jóvenes blancos con maquillaje negro en sus caras.

Esta práctica es conocida como blackface, una que consiste en utilizar pintura para imitar otros colores de piel junto a diferente ropa y sirve para reforzar los estereotipos y prejuicios asociados con las personas negras. Se solía utilizar en distintas obras artísticas por parte de los blancos, especialmente en el siglo XIX para ocultar la trata de esclavos y mostrar felices a los africanos, que en su mayoría trabajaban en las plantaciones en el sur de Estados Unidos y quienes no eran tratados como personas, sino como objetos de valor y continuó hasta principios de la década del ’60, cuando los movimientos de derechos civiles lograron que se prohíba, ya que era una clara muesta de racismo.

Es por eso que lo único que la joven universitaria le pide a sus compañeros es que se disfracen de cualquier cosa que se les ocurra, incluso de los 43 ex presidentes de Estados Unidos, pero que no lo hagan de afroamericanos.

 

Evidentemente muchos de los que vieron el tráiler no lo entendieron de esa manera y en una muestra más del poco razonamiento que hay en Estados Unidos, acusaron al programa de ser un producto que busca incitar a la violencia mediante el ataque a la gente blanca. La reacción negativa fue tan grande que muchos de los usuarios estadounidenses de Netflix cancelaron sus cuentas como una señal de protesta. Obviamente, aquellos que hicieron esto suelen estar relacionados con el sector más conservador de la sociedad, conformado por personas de derecha que paradójicamente, suelen ser los que más perpetúan la constante discriminación hacia aquellos que no son como ellos y son uno de los motivos principales por las constantes tensiones raciales que existen en ese país hasta el día de hoy.

Jack Moore, uno de los guionistas de la serie y que además es blanco, escribió “Fuck White People” en su cuenta de Twitter en el día de las elecciones a Presidente de Estados Unidos al ver que la mayoría de la población blanca había votado a Donald Trump. Por otra parte Justin Simien, el creador de la serie, le agradeció de manera irónica a los supremacistas blancos por haber logrado que mucha más gente se interesara por la serie y que los constantes comentarios racistas que los que están a cargo del show están recibiendo los están ayudando para escribir la segunda temporada.

Dear White People contará con 10 episodios y cada uno de ellos tendrá una duración de 30 minutos y estará disponible a partir de este viernes 28 de abril a través de Netflix.