Series web, otra manera de mirar televisión

Series web, otra manera de mirar televisión

por - Industria, Series
31 Ene, 2018 02:01 | Sin comentarios

Hablamos con Martin Piroyansky, Iair Said y Maitena Minella sobre cómo es la cocina de estas creaciones y qué piensan sobre esta modalidad de producir contenidos.

La novela enlatada, el programa de panelistas y las peleas de la gente “famosa” son los mayores componentes de la televisión abierta argentina. Por supuesto, hay excepciones como los programas culturales de la TV Pública, como Ronda de Editores y Bibliómanos, y alguna que otra serie de calidad, como Cuéntame Cómo Pasó Un Gallo Para Esculapio, entre otras. Tal vez sea esa la razón por la cual el 45% del público tiene 50 años o más según informó la encuestadora Ibope el año pasado. Por tal motivo, no es sorpresa que actores consagrados y otros que recién empiezan apuesten por las producciones web. En este tipo de formato se pone el foco en lograr historias jugosas y que a su vez no tengan una duración mayor a 10 minutos aproximadamente.

Un3, el canal de la Universidad de Tres de Febrero, es reconocido por producir este tipo de series e inició sus actividades en 2014. En la actualidad cuenta con más de 100 historias disponibles para ver de manera gratuita y tiene planeado lanzar 30 más en 2018. Lo más interesante es la combinación de nuevos y viejos directores como Daniel Hendler, Martín Piroyansky, Pablo Camaití y Malena Pichot. Las producciones son financiadas por la universidad, el concurso de series web del INCAA, la Bienal Arte Joven Buenos Aires y la venta de los contenidos propios a terceros.

Pero antes de Un3 ya existían este tipo de historias contadas en poco tiempo y así nos recordó sus comienzos Iair Said: “fui medio pionero en ‘No sé qué’, una serie web de MSN producida por NAH en 2010”. En ese momento, el actor no entendía mucho de qué iba pero sí sabía que lo que hacía tenía gran repercusión entonces siguió apostando y así le llegaron otras propuestas como Consultalo con la Almohada, Eléctrica y Soy Ander, entre otras. “Lo mejor son los equipos de trabajo que por lo general son conocidos míos y además, las series web son dirigidas por las personas que las escribieron”, destacó, “No existe un cortocircuito entre el tono en el que se lee y la dirección, y se pueden cuestionar los libros”. Para él, todas estas virtudes están relacionadas con que no hay imposibilidades en este tipo de formato: “Llevándolo al extremo, yo puedo agarrar mi celular hoy, filmar una serie y subirla a YouTube y es súper válido”.

Mientras tanto, Martín Piroyansky debutó en UN3 por pura casualidad ya que mientras se encontraba filmando los primeros episodios de Tiempo Libre y la productora se le acercó en busca de programas de ese estilo. “En mi caso, grabó las series web de la misma manera que encararía una producción con episodios más largos con un tope de minutos que entran en el plan de rodaje”, detalló el actor y director en conversación con Otros Cines TV, “La única traba que le encuentro es dirigirme a mí mismo porque se tarda un poco más ya que me toma un tiempo ver la toma en el monitor después de hacerla”.

 

Por otro lado, Maitena Minella realizó su primera serie web el año pasado y ganó el concurso de la Bienal Arte Joven Buenos Aires. “Minga es la primera serie Web que hago, escribí durante un tiempo un blog, Minga: para qué los domingos no sean tan domingos”, contó Minella a Otros Cines TV, “ tengo una formación es audiovisual y siempre quise ​que el blog se transformará en una serie Web porque el  formato corto coincidía con mis relatos escritos”. Para realizarla trabajaron un mes y medio que incluyeron la escritura del guión, las correcciones y las 10 jornadas de rodaje sumado a un mes de post-producción. “Teníamos muchas locaciones en interior y exteriores, y varios actores diferentes por jornadas, tuvimos un buen plan y diseño de producción”, detalló.

Said también participó de la última edición de la Bienal Arte Joven BA con Emilia Envidia, un proyecto que coescribió con Martina López Robol y lo realizaron con el financiamiento del concurso y los equipos de UN3. “Las dificultades de este tipo de series tienen que ver con el presupuesto que hacen que todo sea un poco más complicado realizar todo lo que a uno le gustaría pero a su vez no existen las mismas exigencias ni responsabilidades legales que podría tener un programa de TV”.

Pese a las dificultades económicas, las series web ya son parte de la nueva manera de consumir televisión ya sea por su duración o por las historias que representan. “ Las series web van dirigidas mayormente a los jóvenes porque suelen estar hechas por gente de su misma edad o que manejan sus mismos códigos”, reflexionó Piroyansky.  Por su parte, Minella dijo: “creo que la tv no va a desaparecer sino que se cambia la forma en la que se llega a ella y los contenidos se van a mudar a plataformas virtuales,es decir, que en lugar de poner Telefé sintonizas un canal de Youtube”. Por último, Said sentenció: “creo que las series web no son parte de la futura televisión sino que son el presente y el público general en argentina no está tan acostumbrado a mirar series de internet”. “Todo está adaptándose a los cambios que atravesamos y el público intenta adaptarse a esta nueva tele.